Últimos temas
» Far from paradise × Nikola {Cont}
Jue Oct 05, 2017 12:50 am por Nikola Tesla

» Iron vs Iron | Aldair Orgnar
Mar Oct 03, 2017 10:59 pm por Lynceus Bàlor

» Back to the edge {Selene Taygete}
Sáb Sep 30, 2017 9:31 pm por Pandora Van Hemelrijck

» T A U R I E L ; [ID]
Vie Sep 29, 2017 11:39 pm por Pandora

» «Plenilunio» Ryssa
Miér Sep 27, 2017 11:41 am por Zeughaunn E. Schmeichel

» I hate sand — Yusef
Lun Sep 25, 2017 9:13 am por Alajëa N'Ralla

» Rumor — Samara
Sáb Sep 23, 2017 11:53 pm por Samara

» En el bar tomando un refresco privado (Aldair)
Sáb Sep 23, 2017 11:28 pm por Aldair Orgnar

» Mermaid's tale (Pandora)
Dom Sep 17, 2017 10:27 pm por Nikola Tesla

Afiliados Hermanos
Afiliados de recursos/Directorios
Afiliados elite (36/55) [26/08/17]
Jurassic Park: The Walking FossilsElentarirpg No aceptamos Afiliaciones Normales

I hate sand — Yusef

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

I hate sand — Yusef

Mensaje por Alajëa N'Ralla el Sáb Sep 02, 2017 4:26 pm

Los días se hacían largos y pesados bajo el sol abrasador de Thyris. La arena de las dunas se le hacía a Alajëa tan distinta a la de sus playas que era como si estuviese hablando de la noche y el día. La atlante comenzaba a detestar la sequedad del aire, el frío de las noches que le llegaba hasta el alma, la continua sensación de saber que no era aquel su sitio y lo inhóspito de aquel lugar. Y es que se había tomado su tiempo desde que partió de Zárkaros para escrutar cada grano de arena de aquel desierto en el que yacía el corazón de la rebelión.

Ya había visto movimiento por la zona, pero había permanecido oculta, intentando averiguar cuál era el fallo de aquel demencial sistema de seguridad. Cada una de sus partes funcionaba con una eficacia que ya se le hacía irritante. Cada amanecer que Alajëa pasaba en Thyris evidenciaba que no iba a ser tarea fácil llegar hasta Yusef. Pero a ella no se le asignaban tareas fáciles.

Esperó hasta el ocaso para actuar. Esperó, agazapada, a los guardas rebeldes y, cuando vio sus siluetas dibujadas en el horizonte, sonrió. Era hora de jugar al ratón y al gato.

· · · · ·

El sol ya se había puesto. Alajëa oía la respiración del guardia, y sabía que debía ser cuidadosa. Ni siquiera el colgante de Helena podía luchar contra el hecho de que era una atlante fuera del agua, lo cual la hacía torpe y lenta, pero no menos letal. Cuando tuvo al guardia al alcance de su brazo, se lanzó sobre él y forcejearon hasta caer sobre la arena. Entonces, sostuvo su cabeza entre las manos, se oyó un chasquido y cesó la pelea. Alajëa tomó el pergamino de su túnica antes de robar el atuendo al hombre que yacía a su lado y volver a buscar a su compañero. Al fin y al cabo, de noche todos los gatos son pardos. Incluso aquellos que pretenden colarse en la base del jefe de los rebeldes.

Deberíais tomaros esto de la seguridad más en serio — ronroneó .




LENA TE AMOOOOOOOOO ♥
avatar
Avatar : Daria Sidorchuck
Habilidad : Nana mortífera
F. Inscripción : 22/07/2017


Ver perfil de usuario
Litoral

Volver arriba Ir abajo

Re: I hate sand — Yusef

Mensaje por Yusef el Jue Sep 14, 2017 10:17 pm

Abraham acababa de terminar su plato, se puso de pie, con el vaso de cerveza en mano, mientras los mozos recogían la mesa. En un santiamén, la mesa que estaba servida para la cena, volvía a ser la mesa de estrategia, a la que se sentaban él y sus altos oficiales, quienes le habían acompañado en la cena, pero permanecían callados. -Prosigamos, pues.- dijo el líder rebelde a sus subordinados, mientras terminaba el contenido del vaso y lo ponía en mano de uno de los mozos. Los tres hombres se sentaron a la mesa nuevamente, al igual que Abraham.
-Donde estábamos...- Comenzó a decir Narie, uno de los ex libramorte de Heindel.- Debemos pensar en algún sitio seguro para mover a nuestra gente.
-En el desierto pocas razas nos alcanzarán.- respondió Yusef con voz seca.- Podemos defendernos aquí por un tiempo.
-Mördvolathe y Heindel sí pueden, al igual que Freyja. Hasta ahora son los únicos que están tras nuestra sangre. - continuó el oficial siniestro.
-Desde el principio supimos que tendríamos a la mitad de los titanes como opositores…- alegó el elfo de viento, Emirat.
-Pero ahora tenemos cientos de miles de cabezas. Algunos de ellos no pueden defenderse en combate.Debemos cuidar de nuestras fuerzas, así resistiremos los peores días.
Abraham permanecía en silencio. Reflexionaba. Ahora contaba con un gran ejército, una gran fuerza, pero por un lado también eran vulnerables. Desde que la rebelión  había crecido, Yusef había tenido que ver la manera de mantenerlos juntos, a salvo de los mercenarios, de las guardias, e incluso de la intemperie. Fue gracias a una vieja amistad con los elfos del desierto, que logró hacerse de un viejo santuario subterráneo, misma que convirtió en la ciudad rebelde de Pandora. ¿Que sigue entonces? Habían levantado sus defensas, ¿pero a qué precio? En Pandora, los titanes son los mayores protectores de sus territorios y de su gente. Los rebeldes confiaban en su “titán”, creían firmemente que podría hacer frente a los demás titanes, quizás atribuyendo más poder del que realmente tiene, pero creían en el joven. Todo aquello había crecido tanto, que había llevado a Abraham lejos de sus principales propósitos, de los ideales que tenía en un principio. No deseaba su propia nación, pero ahora la tenía. Aun con todo aquello, no olvidaba su más grande ambición, la cual había pues en manos de un grupo de espías.
-Mis señores.- interrumpió un capitán desde la puerta. Los cuatro estrategas se volvieron a él, todos con la vista cansada de estar varias horas viendo pergaminos a la luz de los candelabros.- Informan que tenemos infiltrados.- aquel hombre, el capitán de la guardia nocturna, cumplía su función de mantener informados a los oficiales de cualquier hostilidad, aún la más pequeña, que pudieran enfrentar en su, relativamente nueva, guarida. Por otra parte, en cuanto a los protocolos, las palabras no eran necesarias. La guardia se encargaría de todo. Bastaban solo un puñado de centinelas élficos, nacidos y criados en el desierto, para moverse como como pez en el agua, en la oscuridad, entre la arena. En cuestión de minutos encontrarían al infiltrado y le someterían.
-Avísanos cuando los perpetradores estén en el interrogatorio.- dijo Yusef tranquilamente con su acostumbrada monotonía.- Puedes irte.- cuando el capitán hubo abandonado la sala, Abraham volvió a sus asuntos, al igual que sus oficiales.


YusefLibramorte
avatar
F. Inscripción : 23/01/2017


Ver perfil de usuario
Libramorte

Volver arriba Ir abajo

Re: I hate sand — Yusef

Mensaje por Alajëa N'Ralla el Lun Sep 25, 2017 9:13 am

Cuando Alajëa pronunció su consejo, hubo unos instantes de silencio en los que casi se podía oír la ausencia de latidos en el corazón de los rebeldes. Ella se deleitó con ello tanto como con sus rostros deformados por el horror y la confusión. No podía reprochárselo. Al fin y al cabo, ¿qué hacía una atlante en mitad del desierto?

No duró mucho el desconcierto. Tres hombres se lanzaron sobre Alajëa, y ella se dejó hacer. No opuso resistencia, ni siquiera cuando sintió la punzada helada del acero presionado contra su cuello.

Suelta eso — dijo una voz grave, autoritaria, cuyo dueño no podía ver. El guardia que había sobre Alajëa frunció el ceño, pestañeó varias veces y tragó saliva, pero no apartó el cuchillo de su garganta. — Si la matas ahora, nunca sabremos cómo ha llegado hasta aquí — el tono era relajado, como el de un docente explicando a un niño por qué su ejercicio estaba mal planteado para que rompiese a patalear.

Tu amigo tiene razón — replicó Alajëa. Observó atentamente el rostro de su atacante. En aquel momento, parecía la definición de la perplejidad. Sin embargo, el líder de la rebelión no se rodeaba de necios, así que apartó el arma.

¿De dónde has sacado esa ropa? — sonó el metal del casco golpeado por la bota del guardia.

De uno de vuestros compañeros. Puede que ya haya sido devorado por los buitres. — El rostro del guardia que había preguntado se contrajo en una mueca de repugnancia que intentó, sin éxito, disimular. — Tengo algo para tu jefe — clavó su pupila en la ajena, y sin mover un músculo, continuó: — Para Yusef.— Se hizo el silencio, que cayó sobre ellos como una losa — ¿O es que creías que iba a venir hasta aquí solo para asesinar a un guardia?




LENA TE AMOOOOOOOOO ♥
avatar
Avatar : Daria Sidorchuck
Habilidad : Nana mortífera
F. Inscripción : 22/07/2017


Ver perfil de usuario
Litoral

Volver arriba Ir abajo

Re: I hate sand — Yusef

Mensaje por Contenido patrocinado

Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.