Últimos temas
» Rumor — Samara
Hoy a las 1:50 pm por Alajëa N'Ralla

» Expediente de C. Bastian {En proceso}
Ayer a las 10:28 pm por Pandora

» The Story Never Told - Élite
Ayer a las 7:39 pm por Invitado

» Death parade × Alajëa
Ayer a las 6:37 pm por Helena D. Corso

» Grey havens × Lestat
Ayer a las 6:35 pm por Helena D. Corso

» Saludos a tod@s!
Ayer a las 4:39 am por Håkon Nilsen

» Registro de Grupo, rango y habilidad
Ayer a las 1:20 am por Leucótea

» Registro de PB
Ayer a las 1:20 am por Leucótea

» ♥ I want to find you{Helena }
Mar Ago 15, 2017 11:22 pm por Helena D. Corso

Afiliados Hermanos
Afiliados de recursos/Directorios

Ennemis de Sang | Helena D. Corso

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Ennemis de Sang | Helena D. Corso

Mensaje por Yusef el Vie Abr 21, 2017 10:46 pm

A pesar de que Abraham había decidido liberar a Drako y a sus acompañantes, aún no estaba conforme con las palabras del siniestro, de los demás no había escuchado la gran cosa. Por la actitud de Drako, podía sentir que aún quedaba algún aprecio hacia él, quizás por los viejos días de compañerismo o simplemente por ser es futuro titán, aún con eso podría casi asegurar que Drako lo seguiría, por lo menos, por un tiempo. Aún así no le quitaría la vista de encima. Luego estaba ese guerrero alado, del cual conocía bien su reputación, no por su brillantez, sino por el nivel de sus destrozos e inmaduras acciones. Cierto era que no parecía ser lo esperaba, pues lejos de lanzar atrevidas frases desafiantes permanecía callado y ceñudo, la mayor parte de las veces asentía o negaba con la cabeza, y si hablaba, decía poco. Mantenía el mentón bajo pero no dejaba de mirar penetrante a quien fuese que lo abordase. Abraham esperaba lo peor de él, pero si sucedía, suprimirlo no sería difícil, incluso si intentaba escapar, dentro de los rebeldes había elfos de viento y otros guerreros alados que lo impedirían. No confiaba en su lealtad, pero era un blanco fácil de derribar, por lo que no se preocupaba por él.
Sin embargo, otro asunto lo preocupaba de verdad era aquella persona por la que Drako abogó fervorosamente. Helena Corso, vampiresa de Bran, dedicada a actividades poco sospechosas y a quien Yusef no consideraba del todo hostil, pero tenerla allí resultaba igual que invitar al mismísimo titán de Bran a dar un recorrido por las instalaciones. Por eso, debía idear un plan, encontrar una solución, obtener información, lo que fuera. No podía tenerla ahí y no podía dejarla ir confiando en su palabra. La única opción hasta el momento era ejecutarla. Aún si Drako insistía en oponerse, el líder de la rebelión no arriesgaría la vida de miles de seguidore por un par de almas.
El tiempo apremiaba. La hizo llamar en medio de la noche, mientras tres cuartas partes de los hombres dormían y el cuarto restante velaban fuera en las ruinas. Él estaba en la habitación donde solía planear junto con los capitanes. Un cuarto rústico, con no más de una mesa y un par de barriles a manera de sillas. Aquella noche solamente encendió una vela, no haría falta más.
-Supongo que te imaginarás por qué te he llamado hoy.- dijo Yusef sintió los pasos de Helena entrando en la habitación.


YusefLibramorte
avatar
F. Inscripción : 23/01/2017


Ver perfil de usuario
Libramorte

Volver arriba Ir abajo

Re: Ennemis de Sang | Helena D. Corso

Mensaje por Helena D. Corso el Lun Abr 24, 2017 9:28 am

La luz del día fue esfumándose poco a poco, dando paso a la oscuridad y al frescor que inundaba el desierto tan pronto el sol abrumador se ausentaba. El tiempo se escurría como arena entre sus dedos y la incertidumbre aún pesaba sobre los hombros de la comitiva bajo el velo de una promesa recelosa, a medias. Y al ver que el flujo de siniestros aminoraba conforme a la luz, que el ciclo se cerraba con tranquilidad para ellos mientras continuaba ella continuaba presa, sembraba en su pecho una dura inconformidad, una desconfianza que preparaba ya en su mente maquinaciones para escapar del campamento rebelde. Sin embargo, se obligó a permanecer quieta y a seguir esperando a que esa opresión desapareciera o que al fin desembocara en traición.

Por suerte, la espera se acortó. Apreció las siluetas en la oscuridad y las indicaciones fueron recibidas con suma atención, no por respeto al anfitrión sino por conveniencia propia, por si podía conocer su destino y las intenciones de Yusef al llamarlas. Pero no consiguió nada, sólo más recelo y el naciente interés por conocer los detalles de la conversación entre el líder de los rebeldes y Drako.

Al entrar a la habitación, mantuvo la mirada fija en su anfitrión, una mirada sosegada, llevada a la tranquilidad por sus propias costumbres y por sus propios métodos. — Supones bien — Respondió  con naturalidad, como si no fuera aquella la primera conversación con él, a medida que fue adentrándose a la habitación — Pero tú y yo sabemos bien que imaginar no sirve de nada, así que preguntaré: ¿Para qué me has llamado esta noche?




Portgas:

Schröder:





Nikola:

avatar
Apodos : Della, Muse of Death
Avatar : Jessica De Gouw
Habilidad : Viajero del Alba y Bat-man
F. Inscripción : 01/04/2015


Ver perfil de usuario
Maestro

Volver arriba Ir abajo

Re: Ennemis de Sang | Helena D. Corso

Mensaje por Yusef el Miér Mayo 03, 2017 11:08 pm


Ennemis de Sang
Yusef & Helena D. Corso » Desierto » Noche
-Te llamé para tratar de encontrar la más mínima esperanza de honrar la amistad que una vez existió entre Drako y yo.- comenzó a decir Yusef dándose la vuelta para ocupar su sitio en la mesa. Hizo una seña a la vampiresa para que lo imitase.- Drako hizo todo lo que estaba en sus manos para tratar de salvar tu vida y la de ese alado. Más por la tuya que por la de él, pero me da igual si el guerrero con alas vive o muere.- Yusef hizo una pausa mientras se aclaraba la garganta y suspiraba.- Pero cada minuto que permaneces aquí es una amenaza para mi gente, se bien que Vlad puede ver lo que ven los suyos. Así que es como si el mismo Vlad estuviera sentado a mi mesa.- dijo Yusef con voz firme, con un ligero tono de molestia.- No te puedes quedar, ni tampoco te puedo dejar ir. Si te he llamado es porque entiendo que en algo aprecias a Drako, así que, ¿harás algo para evitar su muerte, aun si eso significa entregar tu “vida”? ¿O si no, que propones?
Yusef terminó su discurso con una interrogante definitiva. Poco le importaba guardarse información, aquella situación era inconveniente para la rebelión no importaba el ángulo del que se viera. Era tan malo matarla como dejarla vivir, tan malo como dejarla quedarse, como dejarla andar libre. Cualquiera de esos escenarios concluía en una misma cosa: Vlad daría con la ubicación exacta de la rebelión y conocería la verdadera identidad de su líder. Aquello sería suficiente para acabar con todos sus planes, sus brigadas serían forzadas a salir del escondite, dejándolos a merced de los titanes. Era un hecho que no podría sortear, era evidente que algún día tendrían que salir y defender el territorio robado a Thyris.



YusefLibramorte
avatar
F. Inscripción : 23/01/2017


Ver perfil de usuario
Libramorte

Volver arriba Ir abajo

Re: Ennemis de Sang | Helena D. Corso

Mensaje por Helena D. Corso el Dom Mayo 14, 2017 11:14 pm


Ennemis de Sang
Yusef & Helena D. Corso » Desierto » Noche
Atendió a la invitación de sentarse al tiempo que se entregaba al escrutinio de aquel hombre. Lo examinó cuidadosamente aún bajo el manto de la oscuridad, levemente opacado por una simple vela. Estudiaba su forma de moverse a la par que intentaba encontrar qué parte de esos movimientos revelarían el siguiente en dado caso. Sin embargo, lo que más debía preocuparle era el juego de palabras que empleaba para introducir a Drako como chivo expiatorio y, más preocupante aún, el hecho de que en realidad esa carta le serviría cuanto quisiera.

Si hasta ese momento mantuvo una expresión de absoluta confianza con el siniestro, si hasta entonces había conseguido privarlo de sus pensamientos, cada intento se desvaneció ante aquel último planteamiento. Su ceño se frunció levemente y cruzó una pierna sobre otra, acomodándose sobre el barril que servía como asiento.

Entregaría a mi propia gente si fuera necesario, sólo para asegurarme de que respetes lo que hayas acordado con Drako — Respondió al fin, mirándolo fijamente a los ojos. — Y es precisamente eso lo que haré. Si no te parece un sacrificio de mi parte, cuando menos aliviará tu preocupación de tenerme aquí. — Añadió, sin importarle que el hombre conociera o no su trayectoria y la sabida aversión que profesaba hacia su propia gente. — Por obvias razones no puedo explicarte qué ha sucedido exactamente, pero sí puedo decirte que algo ocurrió en Bran en estos últimos días o, más exactamente, a Vlad. Me di cuenta de ello en el desierto, antes de llegar al oasis y, por consiguiente, antes de que tu gente nos trajera ante ti. Quizá se ha debilitado o tal vez ha entrado en sueño profundo, pero ahora mismo no puede ver lo que yo veo, no está aquí. Siéntete en libertad de no creerme o de cuestionar lo que digo, ni Lynceus ni Drako lo saben. Pero cuando menos sabes que si te lo digo es porque “en algo aprecio a Drako” y porque me interesa que salga de aquí en una pieza. Puedes quedarte con el alado como un regalo de buena voluntad, tampoco me importa mucho lo que suceda con él.




Portgas:

Schröder:





Nikola:

avatar
Apodos : Della, Muse of Death
Avatar : Jessica De Gouw
Habilidad : Viajero del Alba y Bat-man
F. Inscripción : 01/04/2015


Ver perfil de usuario
Maestro

Volver arriba Ir abajo

Re: Ennemis de Sang | Helena D. Corso

Mensaje por Contenido patrocinado

Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.